Pompón, pompón, pompón yo tengo mi pompon…

Me acuerdo que de chica odiaba los pompones y mi tía me hacía bufandas terminadas en bolones de lana que yo miraba de reojo. Mis gorros de lana también terminaban en un gran pompon más grande que mi cabeza. En fin, no eran lo mío. Pero una madura y de repente ve en los pompones su lado tierno, blandito, achuchable y un diy fácil y chulo.

Alérgicos y manazas con las plantas (como yo..aunque hoy estoy súper feliz porque floreció mi geranio rojo ), ésta es vuestra solución:


Queda chulo, ¿verdad?

Me he enamorao de estas alfombras y me parece que quedaría genial en una habitación infantil.
Dan ganas de estar todo el día encima de los pompones suavecitos. Mirad qué chula esta silla:

Mirad que buena opción para darle un toquecito diferente a las cortinas:


Los pompones quedan elegantísimos en cualquier evento, tanto en las tartas, los regalos, el vestuario como en la decoración:

Además de los pompones de lana, también pueden hacerse con papel de seda y mezclados con farolillos de papel, son un 10, mirad:

De nuevo, una buenísima opción para decorar un evento:

¿Qué os parece? 🙂

Feliz día!

Anuncios

2 pensamientos en “Pompón, pompón, pompón yo tengo mi pompon…

  1. Acabo de descubrir tu blog y ¡¡¡me encanta!!! En esta entrada hay un montón de cosas que tenía en mente (jarrón con pompones) y algunas empezadas (alfombra de pompones) y ¡¡¡todas juntas!!! Te seguiré a partir de hoy.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s